lunes, 28 de julio de 2014

9a Asamblea de DELEGADOS DE EDUMAG

video video


9Asamblea: Dolor de gremio

Elkin Palma Barahona
Cuando mis colegas amigos de lucha sindical me dieron la “buena” noticia sobre mi elección como delegado a la novena asamblea de EDUMAG, sentí una gran emoción, porque por fin pondría en práctica en estos espacios los fundamentos de la democracia y los valores superiores,  me sentí rumbo una fiesta de opinión y partición en la que iba ser difícil quedarme callado, por ese torrente e ideario genuino en el que días antes había convertido mis aportes , en  la consolidación de EDUMAG.
Llegamos bien temprano como todo alumno aplicado, acogiendo la norma institucional, después de esperar casi dos horas, fueron apareciendo los directivos de uno en uno, con periodos casi que marcados de 10 minutos entre uno y otro. Eran alrededor de las 10am  decidimos ingresar al gran salón con el nombre del Libertador, como para que no quedara dudas de lo grande que iba  ser aquella fiesta sindical, saludamos algunos colegas conocidos de aquellos pueblos ribereños por donde alguna vez compartí en sus escuelas el ideario pedagógico de la contemporaneidad, sin embargo otros seguían llegando y se notaba en su semblantes el regocijo de hospedarse en un “cinco estrellas”
Ya sentado en la tercera fila del centro y de repente, escuchamos la estruendosa voz de Alberto Camilo,  que comienza el programa para daros la bienvenida, ahí se rompió el celofán de la gallardía , la camaradería, de la altura y el respeto que se debe tener por un auditorio tan selecto y competente para lo que había sido convocado, de ahí en adelante y hasta el último minuto fueron “baches tras baches” El primero tiene  que ver con la no conformación de una junta directiva provisional para la dirección de la asamblea, algo determinante en el desarrollo estrictamente democrático de la misma,  todos sabemos cómo influye en las decisiones quien dirige los acuerdos, los consensos y los disensos y ahí paso lo que tenía que pasar,  pero bueno el protocolo dejo de serlo cuando un grupo de delegados de la Zona Bananera a los cuales no se les había reconocido como tales, se fue en ristre contra la junta directiva, que no supo cómo sortear el bache, luego un “edumagsario” de los tantos que merodean los andenes grupistas de la casa del maestro,  comete otro adefesio para lograr  así sortear momentáneamente la situación. Nos queda la duda de si tal anarquía hacia parte del programa,  para lograr alcanzar lo que al final alcanzaron.
Podría ser grotesco mirar el gesto  de asco en el rostro de la secretaria de educación distrital,  bueno al fin que debe importarnos, lo que ella piensa de los maestros nos ponen en un plano más nefasto que este, pero creo que de aquí en adelante será diferente ya que tuvo que salir en bombas de fuego del recinto sin siquiera haberse instalado el magno evento, no lo hiso por  descortesía, fue que vio en peligro su integridad física y moral, un poco menos el secretario de educación  departamental, que creo que salió por la puerta grande y le dio poca importancia a los improperios y deliz democrático que sucedieron en su presencia, ahí como quien dice “dimos la patica” para que estos estoicos de nuestra labor, tengan justificación en todo lo que se les ocurre decir.
La 9a asamblea, se fue así convirtiendo UN ESPACIO DEMOCRATICO EN EL QUE SE VETA LA OPINION, es un exabrupto, en cada paso que se daba se caía en algo más grave, se escuchaban corrillo, arengas y  voces que desafían los desafueros, el presidente de edumag que era el mismo de la asamblea había demarcado cada punto para que los confundidos asambleistas votaran puntos clave como el presupuesto del 2014, en ese mismo orden convirtieron  los estatuto en un zoológico para propiciar el alargamiento de su periodo, ahí se  dejo entrever de que estamos hecho y de que somos capaces, aquel delegado de acciones pulquérrimas habido de poner al servicio de los objetivos sindicales su fuerza ideológica y beligerancia, se sorprende, pero a la vez se le arruga el corazón, se siente como aquel arquero de Brasil ante Alemania, impotente ante tanta inmundicia plagada del mas pestilente interés de seguir usufructuando el erario sindical, tal vez en medio de la jauría encuentran voces de apoyo, que se rasgan las vestiduras por su postura, pero ellos mismos muy en su conciencia saben de voces profundas desde el fondo de sus almas que sus líderes son los más destacados estafadores históricos de las voluntades  gremiales. 
La pregunta es ¿en que instancia podríamos presentar todo el cumulo de prueba de un gran asalto a los principios más elementales de la democracia y a las voluntades  magisteriales?





1 comentario: